Samsung Odyssey G9, el monitor con el que sueña todo jugador

CES 2020. Samsung Odyssey G9 es la nueva estrella del catálogo de monitores para juegos del gigante surcoreano. Ha sido presentado a las puertas de la feria de Las Vegas e incluye otros dos modelos que redondean esta serie premium.

Samsung Odyssey G9

Es el modelo más interesante por su impresionante tamaño de 49 pulgadas y una resolución nativa que alcanza los 5120 x 1440 píxeles. Sí, un formato ultra panorámico con relación de aspecto 32:9 que la firma promociona como «el primer monitor QHD dual del planeta».

Samsung Odyssey G9

Samsung ya había comercializado otros dos monitores anteriores con 49 pulgadas, pero no hay duda que esta versión alcanza otro nivel con un nuevo panel VA, tecnología Quantum dot QLED usada en sus televisores, soporte para HDR1000 y una curva extrema 1000R que ofrece un aspecto espectacular.

Samsung Odyssey G9

Las características para juegos llegan de una frecuencia de actualización de 240 Hz (la más alta que ofrece la industria) y el soporte para FreeSync 2 de AMD sobre el puerto Display Port 1.4. La certificación «G-Sync compatible» está en proceso, por lo que podrá obtener también las ventajas de la tecnología de sincronización de imágenes al emplear las tarjetas gráficas de NVIDIA.

El diseño general del Odyssey G9 también ha sido renovado, con un acabado blanco brillante y un colorido «núcleo infinito» en la parte posterior donde se une el soporte con la pantalla y que está sincronizado con la base. Estas áreas se iluminan en 52 colores diferentes y ofrecen cinco efectos de iluminación distintos.

Odyssey G7

Si no te gustan los diseños ultrapanorámicos para juegos (no sabes lo que te pierdes si el juego está bien soportado), Samsung también ofrece un modelo G7 sobre la misma serie con versiones de 32 y 27 pulgadas de diagonal. Sin la espectacularidad del anterior, conserva algunas de sus prestaciones, como el panel VA con tecnología Quantum dot QLED y la misma curva 1000R.

También ofrece la tasa de refresco de 240 Hz, el soporte para Adaptative Sync y la certificación «G-Sync compatible». El nivel de rango dinámico se rebaja a HDR600 con brillo máximo de 600 nits y su resolución a un estándar 2K para 2560 x 1440 píxeles. El diseño general es más discreto en color negro, si bien incluye el sistema de iluminación del anterior «núcleo infinito», con sincronización de colores y efectos en soporte, base y marco de la pantalla.

Los nuevos Samsung Odyssey estarán disponibles en el segundo trimestre de 2020. No se ha facilitado precio, pero ya adelantamos que no serán de gama económica, especialmente el espectacular G9, el sueño de todo jugador al que le guste los formatos ultrapanorámicos.

La entrada Samsung Odyssey G9, el monitor con el que sueña todo jugador se publicó primero en MuyComputer.