Facebook prohíbe los anuncios falsos del coronavirus

Los anuncios falsos del coronavirus (incluyendo los que están prometiendo «curar» la enfermedad), junto a las desinformaciones habituales en un tema tan mediático; las campañas de malware y hasta las racistas y de odio, son tan peligrosos como el mismo COVID-19.

Google y Facebook, las dos compañías que más usuarios digitales tienen y más datos mueven, iniciaron un programa especial contra la desinformación de todo lo relativo al COVID-19, pero todo indica que deberán reforzar estas campañas. La extensión del coronavirus a todas las regiones mundiales y la probable catalogación de «pandemia» por la OMS, complicarán la situación también en el mundo digital, además de las económicas que sí se están produciendo realmente.

Facebook ha explicado que está trabajando para apoyar los esfuerzos de la Organización Mundial de la Salud, «incluyendo la adopción de medidas para detener los anuncios de productos que se refieren al coronavirus y crear una sensación de urgencia, como implicar un suministro limitado o garantizando una cura o prevención«.

Por ejemplo, serán prohibidos los anuncios de máscaras faciales que aseguran evitar al 100% la propagación del virus. Este nuevo protocolo se implementará también en otros servicios como Marketplace, además del establecido para Instagram y la propia red social. Y es muy necesario para una empresa que mueve centenares de millones de usuarios en todos sus servicios.

Los verificadores de datos de terceros de Facebook están revisando contenido relacionado con el virus y cuando califiquen algo como falso, se limitará su propagación y enviará una notificación a las personas que han compartido o intentan compartir ese contenido. Facebook también está eliminando contenido que ha sido señalado por organizaciones de salud globales por contener declaraciones falsas o hasta teorías de conspiración, como curas falsas como beber lejía. También restringirá o bloqueará los hashtags utilizados para difundir información errónea en Instagram.

En cuanto a Google, ha activado la alertas para el coronavirus en su buscador e incluyen enlaces directos a fuentes de información y respuesta oficiales, dejando en segundo lugar los resultados corrientes, como las últimas noticias acerca del tema.

Por descontado, es importante ser cauteloso ante esta emergencia de salud global y tomar precauciones razonables para prevenir la infección, como con cualquier otro tipo de enfermedad similar, pero es igual de importante prevenir el «contagio» por estos anuncios falsos del coronavirus, la desinformación, el racismo y el odio y hasta las campañas de malware que siempre aparecen vinculadas a un evento mundial crítico.

No, no hay cura, ni vacuna, ni siquiera tratamiento específico contra el COVID-19. Los usuarios tenemos mucho que decir para combatir toda esta desinformación y desde aquí expresamos nuestra modesta llamada a la calma.

La entrada Facebook prohíbe los anuncios falsos del coronavirus es original de MuyComputer