Samsung estrena pantallas QLED en sus portátiles Galaxy Book

Samsung ha anunciado el lanzamiento de sus nuevos portátiles Galaxy Book. Son tres modelos en formatos portátil y convertible, actualizados a los últimos procesadores de Intel y con las novedades que supone el estreno de las pantallas con panel QLED.

Los ordenadores personales no son una prioridad para Samsung (desgraciadamente) o al menos no están al nivel de lo que supone su negocio de semiconductores, smartphones o televisores. Por ello no tiene demasiada oferta, pero lo que tiene es de calidad y los nuevos Galaxy Book son una buena muestra.

Galaxy Book Ion

En un formato de portátil tradicional (ultraligeros) se ofrece en dos versiones según tamaño de pantalla de 13,3 y 15,6 pulgadas. El panel empleado es novedoso, ya que se trata de los primeros portátiles del mercado con los paneles QLED que Samsung usa en sus televisores. Prometen mejorar la representación del color y el contraste, ofrecen un brillo de hasta 600 nits y una resolución nativa FHD de 1920 x 1080 píxeles.

Galaxy Book

Para su base hardware, Samsung se deja de experimentos anteriores con ARM (fantásticos en movilidad, pero que no han dado resultado en PCs) y apuesta por el Proyecto Athena de Intel. Así, monta procesadores de décima generación Comet Lake, con CPUs como el Core i7-10510U, acompañado de 8 Gbytes de memoria RAM y unidades de estado sólido PCIe de 512 Gbytes.

Cuentan con un teclado retroiluminado, sensor de huellas dactilares y altavoces estéreo de AKG. Soportan Wi-Fi 6 y Bluetooth 5.0, y ofrecen puertos Thunderbolt 3, USB 3.0, salida HDMI; lector de tarjetas de memoria SD de hasta 2 Tbytes y un combo de auriculares / micrófono. Otras características destacadas pasan por el soporte Samsung DeX facilitando la conexión con smartphones y por el soporte para carga inalámbrica Qi que estos portátiles ofrecen en el TouchPad.

Galaxy Book

Ofrecen un diseño ultraligero con grosores de 12,9 y 14,9 respectivamente, que permite al modelo más pequeño ofrecer un peso por debajo del kilogramo. La versión de 15 pulgadas limita su peso a 1.19 kg, muy, muy ligero para ese tamaño de pantalla, con batería de 69.7 Wh, que unido a los procesadores de bajo voltaje deben ofrecer autonomía para todo un día de uso.

Galaxy Book Flex y Alpha

Son las versiones en formato convertible, con sistema de bisagras de 360 grados que facilita varios modos de uso. Montan los paneles QLED nombrados en pantallas multitáctiles de 13,3 o 15,6 pulgadas, resolución FHD y soporte para lápices ópticos, con un S Pen incluido en algunas configuraciones.

Los Galaxy Book Flex emplean procesadores Intel Ice Lake de 10 nm, con modelos como el Core i7-1065G7 con gráficas Iris Plus, mientras que el modelo Alpha usa los Comet Lake de bajo voltaje y 14 nm. Incluyen 8 o 12 Gbytes de RAM y unidades de estado sólido de 256 o 512 Gbytes.

Ofrecen una conectividad similar a los modelos Ion, con Wi-Fi 6 y Bluetooth 5.0, webcams, puertos Thunderbolt 3, USB 3.0, salida HDMI, lectores de huellas digitales, el sistema de audio de AKG con altavoces estéreo de 5 vatios y la carga inalámbrica en el touchpad. Aunque no llegan al extremo de los portátiles, su delgadez y peso son extraordinarios para un convertible.

Galaxy Book, precios y disponibilidad

Los nuevos portátiles de Samsung ya están disponibles en regiones como Estados Unidos con Windows 10 preinstalado y acabados de color azul o plata según modelo. Tienen muy buena pinta y esperamos verlos pronto en el mercado internacional. Sus precios:

  • Galaxy Book Ion: desde 1.200 dólares
  • Galaxy Book Flex: desde 1.350 dólares
  • Galaxy Book Flex Alpha: desde 850 dólares

La entrada Samsung estrena pantallas QLED en sus portátiles Galaxy Book es original de MuyComputer