Samsung 870 QVO de 8 TB, un SSD «económico» y de alta capacidad con memoria QLC

El Samsung 870 QVO de 8 TB es un claro ejemplo del valor que ofrece la memoria QLC a la hora de reducir el coste por gigabyte en las unidades SSD de consumo general, un sector donde el grado de exigencia a nivel de fiabilidad, resistencia a ciclos de escritura y vida útil es menos marcado si hacemos una comparación directa con el sector profesional.

Amazon ha listado el Samsung 870 QVO de 8 TB con un precio de 899,99 dólares, una cifra bastante buena, ya que se traduce en un coste aproximado de 11 centavos de dólar por gigabyte. Es cierto que todavía nos movemos en un nivel muy alejado de los discos duros tradicionales, ya que a día de hoy podemos encontrar unidades HDD de 8 TB a 7.200 RPM con un precio medio de entre 200 y 250 dólares (desde poco más de 200 euros en España), pero debemos recordar también que entre un HDD y un SSD hay un mundo de diferencia en términos de rendimiento, y también en lo que respecta a latencias y tiempos de acceso.

Para dar forma al Samsung 870 QVO de 8 TB el gigante surcoreano ha utilizado memoria QLC (quad level cell) apilada en 3D (V-NAND), un tipo de memoria que permite almacenar cuatro bits por celda, y que supone un paso adelante frente a la memoria TLC (tres bits por celda) en términos de costes, aunque como contrapartida ofrecen una resistencia menor a ciclos de escritura y tienen una vida útil inferior. Con todo, no debería ser un problema teniendo en cuenta que se dirige al mercado de consumo general, un nivel en el que la mayoría de los usuarios realiza operaciones de lectura.

Sabemos que el Samsung 870 QVO de 8 TB utiliza el formato de 2,5 pulgadas y la interfaz SATA III. No han trascendido sus velocidades de lectura y escritura, pero podemos dar por seguro que estarán en la franja de los 540 y 520 MB/s (lectura y escritura secuencial).

Samsung 870 QVO de 8 TB (1)

¿A qué tipo de usuario va dirigido el Samsung 870 QVO de 8 TB?

Es una buena pregunta, y  la verdad es que podemos considerarlo como un producto «de nicho», ya que al tratarse de un modelo de alta capacidad basado en memoria QLC lo ideal es intentar reducir los ciclos de escritura y el tamaño de estos. Obvia decir que esto contrasta con su propia naturaleza, ya que es una unidad de alta capacidad y sirve, por tanto, para almacenar archivos y contenidos pesados.

Podría dar lo mejor de sí en manos de usuarios que quieran mantener instalados sus juegos favoritos durante largos periodos de tiempo, por ejemplo, y también a aquellos que utilicen aplicaciones y contenidos pesados que se beneficien del mayor rendimiento y de los menores tiempos de acceso que ofrece una unidad SSD.

La diferencia entre un HDD y un SSD, aunque este último sea SATA III y no PCIE, es abismal, no lo olvidéis. Entiendo que con el auge de estos últimos y con el anuncio de PS5 y Xbox Series X las unidades basadas en SATA III han ido perdiendo interés, pero siguen siendo perfectamente viables para montar equipos de alto rendimiento a un precio asequible.

La entrada Samsung 870 QVO de 8 TB, un SSD «económico» y de alta capacidad con memoria QLC es original de MuyComputer