2011 ES4: otro asteroide que no colisionará con la Tierra

Faltan solo unas horas para que 2011 ES4, un asteroide de un tamaño calculado de entre 22 y 49 metros, empiece a protagonizar titulares pseudocatastrofistas, en los que de manera deliberadamente ambigua se hará referencia a lo cerca que va a pasar de nuestro planeta. Y de la mano de los mismos, vendrán tweets, publicaciones en Facebook y, en resumen, un montón de ruido que navegará entre el clickbait y las mamarrachadas publicadas desde el desconocimiento y las malas intenciones.

Hace unos días, la NASA anunció que el 1 de septiembre el asteroide 2011 ES4 pasaría «cerca» de la Tierra, pero claro, es fundamental aclarar qué significa cerca, pues al no tratarse de una unidad de medida concreta, su valor varía sustancialmente de unos casos a otros. Y en este caso hablamos de un acercamiento cercano a escala astronómica, pero que se traduce en una distancia de 120.000 kilómetros en el punto más cercano. Cerca si lo comparamos, por ejemplo, con la distancia entre la Tierra y la Luna, monstruosamente lejos si lo comparamos con el rango de distancias en el que nos movemos en nuestro día a día.

No es la primera ocasión en la que 2011 ES4 pasa cerca (a escala astronómica, recordemos) de nuestro planeta. Fue detectado en 2011, momento en el que pasó a algo más de ocho millones de kilómetros de la Tierra. En aquella aproximación fue posible verlo durante cuatro días. Y tampoco será la última, pues se espera que vuelva a visitarnos a principios de septiembre de 2055. Se espera que entonces lo haga a unos 100 millones de kilómetros y, con respecto al riesgo de que en esa ocasión pueda colisionar con la tierra se cifra en una probabilidad entre 71.000.

Así, es cierto que en comparación con otras aproximaciones (pasadas y futuras), 2011 ES4 va a pasar más cerca que nunca de la Tierra, a una velocidad de 8,16 kilómetros por segundo. Eso sí, cerca, como ya hemos indicado antes, es una distancia que muchos seres humanos no llegarán a recorrer en toda su vida.

Y ya que estamos hablando de asteroides que no colisionarán con la Tierra, 2011 ES4 no es el único nombre que escucharemos este 2020. Coincidiendo con la víspera de las elecciones presidenciales de Estados Unidos (¿será una casualidad, un mensaje divino, un mensaje de alguna civilización extraterrestre?), 2018 VP1 también se aproximará a la Tierra. En su caso, además de que no se espera que colisione con nuestro planeta (1 a 240), de hacerlo no supondría un riesgo, dado que solo tiene unos dos metros de diámetro, por lo que en tal caso se desintegraría al intentar cruzar la atmósfera, regalándonos una bonita vista.

 

Con información de SlashGear

La entrada 2011 ES4: otro asteroide que no colisionará con la Tierra es original de MuyComputer